lunes, 29 de octubre de 2012

✿ Una Carta Para Ti ✿


¿Sabes?


Cuando te vi por primera vez pretendía no enamorarme de nadie. Jamás quise decírtelo tan directamente y es que me encantaron esos ojos en los cuales me refleje, que aparte de ese hermoso color, me expresaron tantas cosas. Cosas que tus palabras no dijeron jamás, ese olor en ese primer abrazo, lleno de lágrimas mías, pero sobre todo esa confianza que me diste, aquel día en el cual te conocí, desafortunadamente paso el tiempo, vi tanto interés hacia mí que me deslumbro, que me hizo sentir tan especial e importante a la misma vez, esa primera vez que descubrí un interés  sincero, un interés limpio… Como aquellos que realmente  no buscan algo más allá. Y es que esos abrazos, esas miradas que interpretabas, todo el amor o cariño que me dabas y la manera de estar tan al pendiente de mi, poco a poco me fue enamorando, tanto que hoy me resulta tan difícil desengancharme de ti. Cada momento a tu lado fue como un sueño, del cual quizá aún no quiero despertar, porque es terrible encontrarme con la realidad, esa realidad que duele hasta lo más profundo de mi ser, ¿mi error? Tal vez enamorarme en tan poco tiempo, mucho más que tú. Flotaba entre nubes, ilusiones y sueños, sonreía cada 2 milésimas de segundo y me enamorada más  cada .5 millonésima de segundo. Se me aceleraba y detenía el corazón en cuestión de segundos y lloraba de felicidad.  A todo mi mundo les hablaba sobre ti, sobre los días que pasaríamos juntos y todos los planes que día a día empezábamos a contemplar. ¿Falsas ilusiones? Tal vez, pero para mí no fueron eso, fueron  un motor que me movían  día tras día.
¿Recuerdas? Solo fuimos tú y yo, casi dos meses dedicándome a ti, sin nadie más, sin que nadie pasara por mi mente y mucho menos por mi corazón, pues tú en tan poco tiempo te adueñaste de él y el, se quiso quedar contigo. No solo tú, no solo yo. Pretendía levantarte cuando tropezaras, o mejor aún tropezarme contigo y levantarnos juntos, si alguna vez las lágrimas se hacían presentes, secarlas y transformarlas en una tremenda sonrisa que iluminara todo mi día.  Porque eres de esas personas que tan solo con su presencia, llevan una enorme luz.
Pasaron los días, volviste tras una fatal noticia, me daba terror encontrarme con una persona diferente a la cual se fue, o peor aún, tenía miedo de que te derrumbaras y no llegar a ser tan fuerte para que ambos no nos viniéramos a bajo, pero no eso, no fue lo peor, lo peor fue que me di cuenta de que renunciaste por miedo a no poder olvidarme después, lo que no entendí es porque no se te ocurrió o si quiera te paso por la  mente, que yo ya había llegado a ese grado de enamoramiento en el que ya no sé como renunciar a ti, ni cómo olvidarte, ni como ya no extrañarte, ni tengo la más mínima idea de cómo sonreír si tú no estás. Olvidaste que yo estaba más enamorada que tú, pensaste que era por el bienestar de los dos Y creíste que era la mejor salida, pero no fue así, solo fue la salida más fácil para ti, y la más dolorosa para mí. Ya lo sabes, te extraño. Solo falta que lo entiendas
Y es que quisiera no recordarte, para que este nudo en la garganta no existiera, tras unas lágrimas que ruedan por las mejillas que se hacen presentes después de cada letra que plasmo, y no terminara en llanto, y es que en varias ocasiones pienso que me hace falta valor por dejarte atrás, ya que cuando empezaba nuestra historia juntos, fue cuanto te perdí, me perdiste o nos dimos cuenta de que ambos nos perdimos, a pesar de que no nos hicimos daño alguno y solo fue el capricho de otras personas el vernos separados. Y sí, ve, lo lograron.
Ahora te veo y: Solo se me acelera el corazón, intento no llorar y asimilar que ya te fuiste, que ya no estás y sé que jamás por nada del mundo vas a volver a ser mi trampoline, solo vivo envidiando  a todo aquel que tiene la dicha de verte de frente, de verte reír y de contemplar tu ojos, tus labios, tus mejillas y todo el esplendor que conlleva ser TU. 

Ahora camino entre fango, tinieblas y tumbas de amor con la mirada perdida, sin ilusiones y con una infinidad de promesas desvanecidas.

”Este, es el preciso momento en el que si te decidieras a volver, sería perfecto, tendríamos todo, te haría y me harías más feliz de lo que algún buen día lo fuimos, y sobre todo esta vez sabría cómo llevarte hasta el altar sin tener el mínimo error en mi vida, en mis palabras y en mis acciones, no va a ser ahora, puede que pasen años y años, pero eso sí, te lo puedo asegurar, tu y yo, vamos a seguir caminando de la mano hasta que uno de los dos, parta a nuestra otra vida juntos…” 
Y sí extraño tus besos, y tus caricias, tu cuerpo junto al mío, tu dulce voz, lo rosa de tus labios y mejillas, tu sonrisa y la que ponías en mi rostro cuando sonreías, extraño ser solo tuya  y que tú seas solo mío, pero más extraño siquiera verte de lejos y soñar con estar de nuevo contigo… Puede que haya fallado, puede que no haya sido la más fuerte. Puede que no supe como tomar muchas cosas y puede que perdí toda oportunidad para estar contigo, así como antes y como cuando era la más feliz del mundo, no sé si sea necesario decírtelo, pero te extraño más que nunca …
Me quise engañar a mí misma, quise decirle a mi alma, a mi cuerpo y a mi tonto corazón que la mejor manera de salir de esto era olvidándome de ti.

¡Valla error! Supe que iba a ser difícil, más no supuse que me fuese a doler tanto, que iba a sentirme como la más tonta  de las perdedoras ni mucho menos que me es imposible estar más de 10 minutos sin recordarte a ti, y a mí, sentados en cualquiera de nuestros lugares especiales, recostada yo en ti o viceversa, solo hablando de lo que nos había pasado durante la mañana antes de vernos o los domingos que era el único día en teoría que algunas veces no nos veíamos. No sé como hasta ahora he sobrevivido sin volver a sentirme de la manera en la que tú me hacías sentir con tan solo sonreírme, o en cómo he sobrevivido sin tus besos, esos que por muy enojada que estuviera me hacían ver el mundo con una enorme sonrisa de oreja a oreja.

Incluso las dos ocasiones que tuvimos la mala fortuna de hacer que nuestras almas tuvieran un momento lejos una de la otra, verte llegar,  platicar sobre lo ocurrido y después besarnos, me hizo ver que la vida puede ser hermosa, si  se tiene a alguien como tú a su lado al término de casi todos los días.

Hubo un mar inmenso de mentiras queriéndose apoderar de muchas cosas, aun no sé si lo lograron, solo sé que quizá algo en tu corazón te dijo que ya no ibas por el camino correcto, perdón, perdón por haberme aferrado tan estúpidamente, perdóname por no saber perder pero sobre todo perdóname por haberte hecho pasar tantos corajes,  por cosas que tal vez tu creíste que eran para ti. No te odio, ni lo voy a hacer jamás, eso todo mundo lo sabe, solo a veces pierdo el control de lo que hago y me siento como si nada tuviera el mismo valor desde que te fuiste, no es culpa tuya pues, desde que tu llegaste aprendí más de 1395762 cosas nuevas entre ellas aprendí a amar sin medida y con toda la fuerza que podía, de lo único que eres responsable es de haberme hecho inmensamente feliz durante un par de meses. Que si he estado un tanto “aferrada” a lo nuestro es porque sé, lo sé muy bien, y podría jurarlo que esto aun no es el final de todo. Que si me niego a ser solo un recuerdo es porque aun después de todo que me importaba un pepino rechazar a cualquier  que quisiera algo más que amistad y que no me interesaba en lo más mínimo, dejar atrás ”amistades” con personas que no tuvieran intenciones del todo buenas. En conclusión el hecho de verte de nuevo tomando mi mano y besando tus rojas mejillas o escribiéndote de nuevo mil y un cursilerias pero sin el temor de saber si podrás leerlas o no, me haría la mujer  más feliz del mundo como lo fui en un principio y como espero que tu lo seas, feliz, el hombre  más feliz
Explícame en qué momento todo se nos vino abajo, mientras, yo, te haré entender como renunciaste demasiado rápido…  Había olvidado lo fácil que era todo estando contigo, no recordaba siquiera que todo era más que perfecto
siendo más concreta, estaba en el paraíso y fui desterrada. No te miento cuando sonrío y te digo que te amo
no gano nada odiando a algo que fue de las mejores de mi vida. 
He dejado atrás litros y litros de whisky y vino, he estado fumando cigarros y weed desde que no estás, he cantado canciones que me recuerdan a ti, he estado mirando tus fotos una y otra vez, he consumido ya tantas pastillas que no tengo olfato, he leído tanto libros esperando hallar tantas respuestas, he renunciado a cosas que antes amaba, he rezado horas pidiendo que regreses  & he sido la misma idiota que te ama más que a su vida… 
Cada que inhalo humo, lo que exhalo son tus recuerdos, tus promesas, tus besos, tus caricias, tus”por siempre”, esa manera de hacer el amor y todo lo que antes era NUESTRO.




- Me podría sincerar contigo & confesarte cuanto te necesito
podría ser de piedra & no sentir dolor alguno por todo esto
también podría resignarme & dejarte ir para siempre de mi lado
incluso podría llamarte todas las noches para decir ‘Te amo’
O bien, podría darte mi vida para que la leyeras como un libro
& solo así quizás te des cuenta, que somos el uno para el otro… 



6 comentarios:

  1. Priiins♥ wow Me identifique tanto con esto♥ esta hermoso... C: Te sigo y espero que estemos en contacto :) Pasa y checa mi blog si deseas...
    StayStrong♥
    xoxo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. *ww* ¡Que gusto verte por aqui! ♥
      Claro que sí,yo paso,un besote y muchas gracias !

      Eliminar
  2. Un texto precioso, increíble, me a encantado.
    Yo personalmente te diría que luches por él, puede que halla otras personas que digan.. ala esta loca, olvídalo para no sufrir. En mi caso siempre e luchado por amor, porque si lo consigo todo será genial sabes? y si no lo consigo al menos no tendré remordimientos de conciencia de que podría haber pasado si no lo hubiese dejado ir.
    A veces sale bien, a veces no tanto. Por mi ex novio estuve luchando cuatro interminables años, en los que no conseguí volver con él, pero no le dejé nunca olvidarse de mi ni renunciar a mi. Después conocí a mi actual novio así que deje de luchar por mi ex, y por mi novio tmb tuve que luchar un montón y aquí estamos después de un par de años.
    Mi consejo e que si crees que es tu hombre no le dejes marchar, informamos de como va la cosa por favor.

    Mucha suerte, mucho ánimo y un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Niki ! n_n
      ¿sabes? Muchas veces es mejor dejar lo que no puede ser,a aferrarse y salir más lastimada. Creo que esta historia ya terminó,no por mi,si no porque suele ser una persona muy materialista,que solo quiere tener la razón y asi no se puede. Siempre hay que aprender a cerrar ciclos ! Y definitivamente para ya no seguir haciendonos daño,he empezado a cerrar esto.
      Lo amo,sí,no lo niego,pero he hecho más de lo que se merece.
      Y siempre hay un limite.
      ¡suerte para ti tambien! Un beso,y GRACIAS por tu comentario,hermosas palabras ♥

      Eliminar
  3. Hola princesa hermoso blog♥ y muy linda entrada, ami en este momento me esta pasando algo parecido y enserio prinzz, el amor es algo maravilloso porque te hace sufrir y ser feliz no desistas de tus suenios si cres que las cosas ya no pueden mas pues dejalo ir y asi todo sera mejor es doloroso pero ese es el precio de volar tan alto

    UN BESO Y ABRAZO ENORMES ANIMO♥
    http://princesskimi30.blogspot.com/

    KIMI♥

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Holaaa \O/ kimi ♥
      Es tan bonito ver princess nuevas por aqui n_n
      Claro que sí,es mejor desprenderte de cosas y personas que solo hacen daño,muchas gracias por tus palabras. ¡hermoso blog el tuyo! ♥ Un beso y un abrazo hermosa.

      Eliminar

º(*.*)º Gracias por tus comentarios,son alimentación para mi alma. Cualquier comentario se respeta. De nuevo gracias!